Protección Contra Malware Financiero 2020

¿Sabes que es el código malicioso?, ¿cómo puede afectarte? y ¿cómo protegerte?. El código malicioso o malware siempre ha sido una amenaza tanto para los usuarios domésticos como para las empresas.

En los últimos años se han producido cambios importantes en el ámbito del desarrollo de malware creándose una verdadera industria del cibercrimen. Se hace imprescindible abordar en la empresa de forma consciente este problema.

Dependiendo de las necesidades de protección y el tamaño de la empresa la industria de seguridad ofrece distintas soluciones que se pueden adaptar a las necesidades.

Protección Contra Malware Financiero

Estas soluciones ofrecen protección contra muchos tipos de código malicioso, neutralizando amenazas que pueden llegar a través de distintas vías como: dispositivos de almacenamiento externo, correo electrónico, mensajería instantánea, etc.


Tan importante como tener instalado un buen programa antimalware, que nos proteja de las amenazas del código malicioso, es mantener estos debidamente actualizados.

Las actualizaciones sirven para mantener al día la base de datos de firmas de amenazas de malware, con las que el programa realiza la búsqueda y detección de amenazas.

Ten en cuenta que se habla de miles de virus nuevos cada día, por eso es importante actualizarlo. Pero como en otras ocasiones hemos dicho, no todo es tecnología.

¿Qué es un Malware Financiero?

Un software financiero, es decir, malware está diseñado para realizar transacciones fraudulentas. Esta es una gran preocupación para los ejecutivos corporativos de las empresas.

Tanto en ámbito comercial, personal o un responsable de una gran o pequeña empresa. Estos malwares financieros se utilizan para la apropiación de cuentas de usuarios, clientes de empresas y ejecutar acciones fraudulentas.

Cómo transferir los fondos de los clientes a nuevos destinos. Lo peor es que, las víctimas no suelen estar al tanto de ninguna irregularidad. Y muchas veces las propias empresas se dan cuenta de esta intrusión en su seguridad demasiado tarde.

Como si esto no fuera suficiente, en la actualidad, los cibercriminales conocen las tecnologías de prevención de fraude implementado por la mayoría de los instituciones financieras.

Diseñando ataques que burlan a estos controles. Por ejemplo, los estafadores pueden omitir varias formas de autenticación cuando usando trampas para convencer a usuarios ha revelar sus credenciales en internet.

¿Cómo se Infecta un Dispositivo de un Malware Financiero?

Para infectar los dispositivos de la empresas con un malware financiero , los estafadores tienen que distribuir el malware.

Para hacer esto, necesitan un foco de distribución. Este foco de distribución puede ser cualquier medio que llegue a un gran número de personas, que incluye:

Correo electrónico no deseado: este foco de distribución es muy común, se realiza mandando al usuario un correo electrónico de inocente apariencia. Que contiene un enlace para descargar el malware o incluye el mismo malware como un archivo adjunto.

Publicidad maliciosa: a veces los estafadores pagan para obtener un espacio publicitario legítimo, e implementan anuncios maliciosos con JavaScript incrustado.

JavaScript malicioso está estructurado de una manera que utiliza una vulnerabilidad de seguridad existente o redirige al usuario al kit de vulnerabilidad de seguridad para instalar el malware financiero.

Además, los estafadores pueden usar componentes web (bots) para anunciar enlaces a softwares maliciosos.

Un componente web (bot) es un software que se ejecuta tareas automatizadas, como desplegar anuncios en múltiples sitios supuestamente legítimos. Estos anuncios descargan el malware al dispositivo sin que el usuario se percate.

Servicios de infección (descargadores): infectar un dispositivo no es tarea fácil. Por lo tanto, los estafadores también desarrollaron un tipo de malware utilizado para distribuir otro malware.

Estos servicios de infección están a la venta para que otros estafadores lo compren. Otra alternativa es que los estafadores use una botnet, ya infectada en el pasado, para distribuir nuevos tipos de malware.

Estas botnets se conocen como descargadores/downloaders.

Vulnerabilidades de seguridad: los estafadores a menudo usan vulnerabilidades de seguridad en navegadores u otro software tipo escritorio para infectar una máquina.

Aprovechan estas fallas para ingresar el código llamado «carga útil, conocido en inglés como payload” , que luego instala el Malware deseado en el dispositivo para infectarlo sin que la víctima lo sepa.

Protección Contra Malware Financiero 2020

El Gran Problema de los Malware Financiero 2020

La compañía de ciberseguridad Kaspersky advirtió que la cantidad de personas atacadas por malware financiero ha aumentado. Específicamente, entre enero de 2019 y junio de 2019 y que actualmente en 2020 sigue aumentando.

La compañía ha identificado que aproximadamente más de 430 mil ordenadores y dispositivos móvil han sido infectados, con este tipo de malware normalmente asociado con troyanos bancarios.

Estos ataques cibernéticos a empresas están diseñados para robar los datos financieros de los usuarios y proporcionar acceso a sus activos económicos para venderlos.

En comparación con el primer semestre de 2018, su incidencia ha aumentado un 7%, especialmente entre las empresas.

Del número total afectado en 2019, los usuarios corporativos representaron el 30,9%, que es el doble del número de años en el mismo período Ubicado en 15.3%.

La compañía advierte que estos incidentes pueden ser muy peligrosos porque las redes corporativas a menudo dependen de dispositivos conectados. Explicaron que si se involucra, toda la entidad podría verse amenazada.

¿Cúal es el metodo principal de infección en los malwares financiero?

El método principal usado en los malwares financieros es el phishing, con más de 500,000 ataques detectados. Este tipo de ataque cibernético utiliza correo electrónico o sitios web disfrazados de grandes páginas bancarias para obtener datos de los usuarios y estafarlos.

Con respecto a la familia de Troyanos más popular empleada por la compañía, cuatro de cada diez amenazas financieras provienen de RTM, que es uno de los tipos de malware bancario más peligrosos de las compañías en 2018.

Seguido por el troyano Emotet Bank, que representa el 15%. Kaspersky advirtió que este elemento podría dañar a la entidad.

Porque una vez que logra instalarlo en la red, puede auto-distribuirse a través de vulnerabilidades en el dispositivo sin la protección necesaria y descargar otras amenazas.

Para los usuarios privados, el malware Zbot es el más utilizado, uno de cada cuatro casos. El año pasado, este ataque se dirigió a casi todos los objetivos comerciales, robando credenciales a través de opciones de control remoto.

Uno de los países más afectados por los malwares financieros es Perú. Esto es un gran problema para las grandes empresas, ya que contienen un gran nivel de datos de clientes.

Añade Comentario

Dejar un comentario